¿Qué ver en Madrid? Si tenemos poco tiempo y queremos visitar los sitios más típicos de la ciudad, esta lista nos ayudará a aprovechar las horas, exprimiendo cada minuto en la capital de España. No están todos los que son, evidentemente, pero sí son todos los que están. Enumeramos una serie de sitios típicos de Madrid, aquellos que un gato te contaría sin pararse a pensar si le preguntaras por cosas que ver en su ciudad. Son aquellos que los turistas con muy poco tiempo han de visitar o hacer casi de modo obligado. Empezamos por:

El Km 0

-Kilómetro Cero: un día cualquiera en Madrid no puede empezar sin quedar con los amigos en el km 0, centro y origen de las carreteras de España. Una loseta que tiene ya sus años, sitio de foto obligada para todo el que llega a la Capital, situada en la plaza más famosa de Madrid, la Puerta del Sol, llamada así porque era una de las puertas de acceso a la ciudad.

-El reloj de la Puerta del Sol: en la misma losa del km 0, pero mirando hacia el cielo, nos topamos con el famoso reloj con el que la mayoría de españoles, desde hace ya bastantes años, se toma las doce uvas cada 31 de diciembre. Corona el edificio de la Comunidad de Madrid y ha sido testigo de trágicos sucesos, revoluciones y grandes celebraciones.

-El oso y el madroño: desde 1967, esta escultura de un oso y un madroño (los historiadores dicen ahora que en realidad el árbol del escudo es un manzano, pero ese es ya otro tema) es otro punto donde quedar habitualmente en la concurrida Puerta del Sol, entre la calle de Alcalá y la Carrera de San Jerónimo. En estos más de 50 años ha cambiado varias veces de ubicación en la misma plaza.

La plaza Mayor de Madrid

-La Plaza Mayor: Felipe II ha trasladado la corte a Madrid y construye esta plaza. Este el origen de este rincón de obligada visita. La Casa de la Panadería, la de la Carnicería, la estatua ecuestre de Felipe III, el Arco de Cuchilleros… E infinidad de establecimientos comerciales nacidos en otras épocas (sombreros, numismática, artesanía y más), junto a una gran número de bares y cafeterías. Alrededor, el mercado de San Miguel, el Palacio de Santa Cruz, calle Mayor… Nos falta tiempo.

-Plaza de Oriente: así llamada, pues aunque está situada al oeste de Madrid, se dice que es la plaza que da a la fachada oriental del palacio. Algunos historiadores aseguran que el nombre se lo puso José I, hermano de Napoleón, en homenaje a la logia masónica a la que pertenecía, Logia de Oriente. El Palacio Real preside la plaza, y toda la calle es un balcón hacia los más bellos atardeceres de la ciudad. Hacia la izquierda, la catedral, las Vistillas, San Francisco el Grande… Hacia la derecha, los jardines de Sabatini, plaza de España y Gran Vía.

Plaza de Callao

-Plaza de Callao: otro punto de reunión imprescindible para los madrileños y forasteros. A veces hay festivales musicales o grandes estrenos cinematográficos, y está flanqueado por grandes almacenes. Definitivamente es un punto neurálgico de la ciudad. Va a cumplir 100 años, pero con tantas reformas que lleva, siempre parece recién acabada. Legendarios sus carteles publicitarios. En el centro de la plaza hay un importante punto de información turística.

Plaza de España

-Plaza de España: uno de los centros turísticos de la actualidad, presidido por el monumento a Miguel de Cervantes, en el que no podían faltar ni Don Quijote ni Sancho Panza. La alta Torre de Madrid, con sus 26 plantas, fue el edificio más alto de la ciudad en otros tiempos. Aquí la ciudad bulle, y nos dirigiremos hacia:

-La Gran Vía: otra calle mítica de Madrid que va a cumplir cien años.  Hoteles, bares, restaurantes, cines, tiendas de moda… Todos ubicados en edificios emblemáticos de grandes arquitectos. Pasear por la Gran Vía y recorrerla de punta a punta es una estupenda forma de conocer la ciudad. En un extremo de la calle, el mítico edificio Metrópolis, con su ángel a punto de emprender el vuelo.

Plaza de Cibeles

-La Cibeles: esta diosa castiza preside la plaza donde está ubicado el Ayuntamiento de la ciudad, el Banco de España, el Cuartel General del Estado y otros edificios de relumbrón. A un lado, el paseo de Recoletos que conduce al de la Castellana; al otro, el del Prado, que lleva a la pinacoteca más renombrada del mundo. Nos faltará tiempo para descubrir o volver a visitar todo lo que hay en esta parte de la ciudad. Nos decidiremos probablemente por:

Museo del Prado
-Museo del Prado: qué decir del museo, siempre que lo visitemos nos faltarán horas para deleitarnos con sus salas dedicadas a grandes pintores de la historia. En su entorno, el Jardín Botánico, la Real Academia de la Lengua, la fuente de Neptuno, el Museo Reina Sofía…
Puerta de Alcalá

-Puerta de Alcalá: auténtica puerta de la ciudad, en su parte este, que se cerraba por las noches, como las otras que había en la capital. Austera, pero muy querida por los madrileños, de los tiempos del rey Carlos III, de quien dicen que fue el mejor alcalde de la ciudad. Otro emblema de la Villa y Corte.

’Parque del Retiro

-Parque del Retiro: junto a la puerta de Alcalá, una de las entradas a los antiguos jardines reales del desaparecido palacio del Retiro (del que aún queda el Casón del Buen Retiro y el Salón de Reinos), es el sitio de recreo al aire libre por excelencia de los capitalinos. Imprescindibles el Estanque Grande, donde podremos remar, con el monumento al rey Alfonso XII, el Palacio de Cristal y muchísimos jardines y rincones a descubrir. Uno de los pulmones verdes de Madrid.

El ángel caído

-El monumento al ángel caído: acabamos esta lista entre tinieblas. Si en el edificio Metrópolis dejamos a un ángel a punto de despegar, vayamos ahora hasta otro que cae: el único monumento al diablo según unos, una bonita fuente del Retiro obra de Bellver, según otros, pero siempre con su misterio. Realizada en Roma en 1877, es, para muchos, un monumento a Lucifer, arrojado por Dios al infierno a causa de su rebeldía. Y un dato más que se puede comprobar con el móvil fácilmente: la estatua está ubicada exactamente a 666 metros sobre el nivel del mar, ya se sabe, el número del diablo. Aunque a lo mejor no es tan misterioso: el propio centro de Madrid está a una media de 665…

 

 

Fotos: madridiario, turiguiasalicante, Hipertextual, madrid.es, wikipedia, thousandwonders, parkimeter, rtve, Ángel B. Asencio (foto del ángel caído).

Comparte este artículo

Deja un comentario